¿Por qué la gente dice que hay envidia buena, si esta después de todo sigue siendo envidia?

  • 0

Envidiar es desear lo que el otro tiene, cegando las bendiciones propias y por si fuera poco, dirige el foco de atención hacia un camino obscuro y amargo.

La envida es la emoción más antigua de la historia, la cual lleva a la codicia, la maldad y generalmente termina hasta con la vida. La envida es un sentimiento negativo y destructivo. Esta es definitivamente un ingrediente que amarga la vida, le quita el buen sabor y hasta provoca malestar.

En sí, se podría decir que la envida juzga las carencias propias, comparándolas con la abundancia de los demás. Así, el envidioso, siente que él tiene menos y los otros tienen más y mejor…justificando su deseo de tener lo que otros tienen y además, también desearía que los que tienen más, no lo tengan.

El acto de envidiar coloca a las personas en un plano de continua insatisfacción y queja, la cual destruye la bondad y la alegría. Reduce la visión, percibiendo la vida a través de una capa de neblina, que no permite ver más allá que su propia nariz.

Para la persona envidiosa, el tiempo se le va,  ya que está dedicada a ver, desear, opinar y criticar a los que otros tienen y ella no. Perdiendo así las oportunidades que le llegan, sin poder disfrutar su vida. La envida impide que uno se valore, convirtiendo a la persona en una víctima amargada.

Vivir en paz y libre de envidas no es una tarea fácil, pero es la única forma de desarrollar el potencial tan grande que cada uno llevamos dentro.

Es común escuchar que uno siente envida de la buena, cuando uno sinceramente, no le desea el mal  aquella persona que tiene eso que uno quisiera. De hecho se ve lo que la otra persona es o tiene como motor para superarse imitando a esa persona. Sin embargo, se diga con palabras bonitas o con justificaciones elaboradas, este sentimiento de: “yo quiero lo que tú tienes” sigue siendo envida, aunque no cause dolor o frustración.

La envida existe, es una emoción real, todos en algún momento de la vida la hemos experimentando. Como todo está, puede ser positiva o negativa, dependiendo del ángulo que uno decida enfocarse.

Lo más sano y quizá un antídoto para combatir la parte desagradable de este sentimiento, sería el reconocer y aceptar que cada persona es única, la cual  tiene un propósito específico que cumplir. Si alguien tiene más que otro, seguramente su objetivo en la vida es distinto.

Vivimos en una época que  la sociedad se ha encargado de  crear seres infelices, ya que continuamente venden algo que no tenemos. Cada día los medios  se encargan de recordarnos todo lo que podríamos tener para ser felices y no tenemos. Ya sea un mejor cuerpo, un coche nuevo, un teléfono celular con mejor cámara, un viaje cerca de las estrellas, un pantalón o unos zapatos exclusivos etc…Por más hermoso, divertido y seductor que sea tener una vida llena de lujos y de comodidades,  el propósito de la existencia humana es mucho más trascendente que las cosas materiales, el prestigio o  los lujos.

Fortalecer el carácter personal, enfocarse en el crecimiento propio y dejar que cada quien tenga lo que tiene, sin desear lo mismo para uno, es sin duda una receta para tener una vida más rica y sana.

Si sientes un poco de envida, trabaja en ti lo más rápido posible, embarca tu búsqueda, de lo contrario esta situación se acelera rápidamente y se convertirá en un sentimiento desagradable e insensato el cual corrompe el alma y la paz emocional.

La receta

recetas-titulo1

Se la mejor versión de ti mismo

recetas-titulo2Ingredientes

  • 1 taza de aceptación – reconocer la realidad, entendiendo sin comparar
  • 2 piezas de gratitud – agradecer lo que se tiene y valorarlo con sinceridad
  • 1 rebanada de buena disposición – ver la bondad y actuar de una forma positiva
  • 1 cucharada de valor – fortaleza para trabajar en el carácter propio
  • 1 lata de determinación – actitud de trabajo, disciplina y deseo de ser mejor

Recomendación del chef

Cuando sientas un leve picor, o se desees  algo que otros tienen, hay que reconocer que te llego  un reto personal, una prueba de vida. Este, es el mejor indicador para saber que tu alma tiene alguna carencia.

Como quitarse la envida

  1. No te midas de acuerdo a los parámetros de los demás. Tu obligación es la de alcanzar tus logros, valiéndote de los talentos singulares que te son propios. No necesitarás lo que otros tienen para que tú seas feliz.
  2. Tú puedes brillar porque tienes lo que necesitas para der mejor. Aprende a ver y a valorar lo que tienes, recuerda que tú tienes la capacidad para desarrollar tus sueños y limpiar tus impurezas. No critiques y hables en negativo, se un magneto de cosas buenas.
  3. La verdadera felicidad proviene de la nutrición y el fortalecimiento del carácter propio. Las satisfacciones materiales solo traen gratificaciones efímeras. El gozo de sentir que uno está realizando su misión de vida, trae más alegría  y bienestar que nada en este mundo.

Si tienes dudas especificas o quieres platicar tu caso en particular, ofrecemos el servicio de coaching personal. Pide tu cita hoy.
 https://www.paypal.com/cgi-bin/webscr?cmd=_s-xclick&hosted_button_id=CBJYD8CFYMFF4 

Para comprar el libro Mujer Actual- Mujer de Valor
https://www.paypal.com/cgi-bin/webscr?cmd=_s-xclick&hosted_button_id=ELZCSTBZLWJNU

Photo by Florencia Cárcamo

  • 0

AUTOR

Becky Krinsky

Autora de dos libros ganadores en el Latin Book award en el area de auto ayuda y temas de inspiración. Conferencista y prestigiosa columnista internacional. Con su famosa columna Recetas para la Vida©. Ganadora del premio de excelencia en periodismo del San Diego Journal Club por 4 años consecutivos y Medalla de Bronze Jose Marti, para periodistas hispanos en estados Unidos.

Todos los relatos por: Becky Krinsky

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Pin It on Pinterest